Emotiva despedida brindaron funcionarios a Carolina González Zapata

Home / NOTICIAS / Emotiva despedida brindaron funcionarios a Carolina González Zapata
Emotiva despedida brindaron funcionarios a Carolina González Zapata

Cientos de compañeros de trabajo pudieron acompañarla como forma de demostrar el cariño que sentían hacia ella

 

Tristeza, pena y desconsuelo fueron los sentimientos predominantes durante estos últimos días tras la partida de Carolina González Zapata, querida funcionaria del establecimiento que falleció la noche del pasado martes luego de luchar por un año contra una agresiva leucemia.

Tras su deceso en el Hospital Gustavo Fricke, sus restos fueron velados en su hogar donde cientos de compañeros de trabajo se acercaron para demostrar su cariño hacia Carolina y el apoyo para su familia, en especial para su Madre, la Sra. Digna Zapata, quien también es funcionaria. Los mismos compañeros, la acompañaron en la misa que se ofició en la Iglesia de la Merced, tas lo cual, el cortejo realizó su último paso por el establecimiento, en donde otra gran cantidad de compañeros de trabajo la esperaba para brindarle el último adiós al son de las sirenas de ambulancia, homenaje tradicional de la institución a quienes parten.

Cabe destacar que Carolina González fue funcionaria durante 18 años, ingresando al establecimiento en el año 2000 a realizar su práctica tras egresar del Liceo de Hombres, luego de lo cual continuó trabajando en el recinto, desempeñándose en diversos servicios como Anatomía Patológica, Infecciones Intrahospitalarias, Calidad, Abastecimiento, biblioteca y Recursos Humanos. También demostró su esfuerzo y ganas de superarse al obtener su título de Administración Pública. Casada, madre de dos pequeñas, hace un año comenzó a sentirse decaída sufriendo diversos síntomas que la hicieron realizarse exámenes, los cuales salieron negativos, lo que la llevó a hospitalizarse y comenzar una batalla que libró estoicamente, incluso realizándose un trasplante de médula, tras lo cual repuntó físicamente de manera momentánea, pero su recaída finalmente fue más fuerte y terminó el pasado martes en la noche, cuando sus esfuerzos ya no pudieron más con esta terrible enfermedad.

Carolina deja el amor de los suyos y el recuerdo permanente de todos aquellos que tuvieron el privilegio de conocerla y de tenerla como compañera de labores, recuerdo que permanecerá en la institución como ejemplo de una persona alegre, comprometida, enérgica y leal… Vuela alto Carito…