210 usuarios mejoraron su calidad de vida gracias a la entrega de audífonos en el Hospital San Camilo

210 usuarios mejoraron su calidad de vida gracias a la entrega de audífonos en el Hospital San Camilo

Proyecto que les cambiará su relación con el entorno tuvo un costo de 44 millones de pesos

A través de una entrega masiva de audífonos, el Hospital San Camilo benefició a 210 usuarios que presentaban hipoacusia, es decir, no eran capaces de escuchar correctamente, siendo en muchos casos, un impedimento para llevar una vida normal.

Esta entrega correspondió a un plan de compra por 44 millones de pesos, estipulado por el establecimiento con la finalidad de dar solución a una gran parte de los pacientes que presentan este problema, reduciendo considerablemente la cantidad de usuarios que está a la espera de este aparato.

“Con esta masiva entrega estamos dando solución a 210 personas que no escuchaban, por lo que estamos muy satisfechos de poder mejorarles su calidad de vida, ya que más que una cifra, hemos aportado alegría y funcionalidad a cientos de familias que día a día sufrían los problemas de no poder comunicarse correctamente con sus seres queridos por sus problemas de hipoacusia”, señaló Ricardo Salazar, Director del Hospital San Camilo, quien agradeció el trabajo del Departamento DAU en la gestión de esta iniciativa.

Tal es el caso de Jorge Beiza Pérez, oriundo de Llay Llay, quien sólo escuchaba zumbidos. “Ahora me siento estupendo porque no escuchaba nada y ahora escucho muy bien, me hablaban y no entendía ni una cosa, puros zumbidos en los oídos, así que ahora ya no voy a poder hacerme el sordo en la casa porque escucho todo, por lo que le doy las gracias al hospital porque me han atendido muy bien”.

De la misma manera, otro beneficiado, esta vez de Los Andes, fue Don Claudio Casanova, quien considera muy positivo el gesto. “Estoy muy agradecido porque es un gesto que a uno le favorece mucho de para su salud, para la audición ya que no escuchaba nada y tenía que andar poniendo la mano. El aparato es super bueno y no me queda más que agradecer estos gestos que han hecho en el hospital”.

Cabe destacar que esta entrega incluyó la correspondiente capacitación a los beneficiarios y sus familias, además de un control futuro para mantener la calidad del producto y la tranquilidad de los usuarios respecto de que seguirán escuchando tal cual lo comenzaron a hacer nuevamente desde ahora.